2018 · 07 · 05 • Fuente: Agencia Europa Press

Erekat carga contra EEUU e Israel y recalca que la situación actual en Palestina 'no es sostenible'

El secretario general de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), Saeb Erekat, ha acusado a Estados Unidos e Israel de trabajar para destruir la solución de dos estados y ha recalcado que la situación actual "no es sostenible".

El secretario general de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), Saeb Erekat, ha acusado a Estados Unidos e Israel de trabajar para destruir la solución de dos estados y ha recalcado que la situación actual "no es sostenible".

"La situación actual no es sostenible y no será sostenible", ha dicho, antes de criticar nuevamente a Washington por su decisión de reconocer Jerusalén como capital de Israel, según ha informado la agencia palestina de noticias Maan.

Así, ha reiterado que la Autoridad Palestina está dispuesta a acudir al Tribunal Penal Internacional (TPI) y a la Corte Internacional de Justicia (CIJ) para que Estados Unidos rinda cuentas por sus "acciones contra Jerusalén y el pueblo palestino".

Erekat ha manifestado además que las autoridades palestinas están sopesando "definir las relaciones con Israel en materia política, económica y de seguridad" y ha desvelado que la Autoridad Palestina está dispuesta a ceder la responsabilidad sobre los territorios ocupados.

En este sentido, ha argumentado que la reciente decisión del Gobierno israelí de retirar fondos a la Autoridad Palestina utilizados para pagar a los familiares de personas encarceladas en Israel podría llevar a un colapso económico.

Por ello, ha recalcado que es momento de que el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, asuma la responsabilidad del país como "potencia ocupante" en Cisjordania y Jerusalén Este. El mandatario estadounidense, Donald Trump, anunció el 6 de diciembre el cambio a Jerusalén de la sede diplomática en Israel, dinamitando con ello el único punto de consenso en la comunidad internacional sobre el conflicto entre israelíes y palestinos: que el estatus de la ciudad santa debía decidirse en un eventual diálogo de paz.

Un total de 128 países se manifestaron en contra de este movimiento en una votación de la Asamblea General de Naciones Unidas, pese a lo cual Estados Unidos y sus aliados han seguido adelante con sus planes. Israel considera zanjada la cuestión de la capitalidad de Jerusalén.

Fuente: Agencia Europa Press