2013 · 02 · 02 • RTVE.es / Agencia EFE

Informe de la ONU: Colonias israelíes violan los derechos humanos de los palestinos e exige la retirada de los colonos de los territorios palestinos

Las colonias ilegales que Israel ha establecido en los territorios ocupados en 1967 violan "de diversas maneras" los derechos humanos de los palestinos, según la comisión internacional auspiciada por la ONU para analizar el impacto de estos asentamientos.

La francesa Christine Chanet, jefa de la comisión de la ONU sobre las colonias israelíes en Palestina.REUTERS/Denis Balibouse

Estas violaciones "están interrelacionadas y forman parte de una pauta general de infracciones caracterizadas principalmente por la negación del derecho de autodeterminación y la discriminación sistemática contra el pueblo palestino, algo que ocurre a diario".

"En cumplimiento del artículo 49 de la Cuarta Convención de Ginebra, Israel debe poner fin a todas las actividades de asentamiento sin condiciones previas", manifestó la presidenta de la comisión internacional, la francesa Christine Chanet.

La comisión ha presentado este jueves sus primeras conclusiones, dos días después de que Israel decidiera no someterse a su examen periódico ante el Consejo de Derechos Humanos de la ONU en protesta precisamente contra la creación de este grupo internacional de juristas.

Israel, a través de un comunicado del Ministerio de Asuntos Exteriores, ha rechazado el informe, que ha calificado de parcial y ha asegurado que perjudica los esfuerzos para poner fin al conflicto.

Control gubernamental sobre los asentamientos

El informe señala que desde 1967 los Gobiernos israelíes "han dirigido abiertamente, han participado y han tenido un control pleno sobre la planificación, construcción, desarrollo, consolidación y promoción de los asentamientos" en territorio palestino.

Esos asentamientos, señala el documento, se crearon "para el exclusivo beneficio de los israelíes judíos", y se mantienen y se desarrollan "a través de un sistema de segregación total entre los colonos y el resto de la población de los territorios ocupados".

"Este sistema de segregación es respaldado y facilitado por un control militar y legal estricto en detrimento de los derechos de la población palestina", agrega la comisión en el texto.

"Llamamos al Gobierno de Israel a que garantice que habrá una plena rendición de cuentas por todas las violaciones, a que ponga fin a la política de impunidad y a que garantice la justicia para las víctimas", ha dicho la paquistaní Asma Jahangir, miembro del grupo.

Forzar a los palestinos a abandonar sus tierras

La tercera integrante de la comisión, la botsuanesa Unity Dow, declaró que "la magnitud de las violaciones relacionadas con la políticas israelí de expropiaciones, desahucios, demoliciones y desplazamientos del territorio demuestran la naturaleza extendida y generalizada de estas violaciones de los derechos humanos"

"La motivación que existe detrás de la violencia y la intimidación contra los palestinos y sus propiedad es forzar a las poblaciones locales a que dejen sus tierras, permitiendo la extensión de los asentamientos", ha agregado la jurista africana.

El informe recuerda que el Estatuto de Roma establece la jurisdicción de la Corte Penal Internacional (CPI) sobre el traslado de la población civil en los territorios palestinos ocupados.

Las conclusiones de la comisión, que no recibió el permiso israelí para visitar los asentamientos, se presentarán ante la próxima sesión plenaria del Consejo de Derechos Humanos, que se celebrará del 25 de febrero al 22 de marzo.

Ver:

Israel califica de 'unilateral y sesgado' el informe de la ONU sobre los asentamientos

RTVE.es / Agencia EFE