2020 · 11 · 20

Pompeo deja a Israel el último regalo de Trump con su visita al Golán y a una colonia

La primera visita de un secretario de Estado de EEUU a una colonia israelí en Cisjordania y a los Altos del Golán ocupados ha sido el último regalo de la Administración Trump a Israel tras cuatro años de decisiones de apoyo entusiasta a la ocupación de Palestina, que este jueves Mike Pompeo ha ampliado con varias medidas.

 
 
Pompeo
El secretario de Estado de EEUU, Mike Pompeo, en los Altos del Golán sirios ocupados. (Patrick SEMANSKY/AFP)
 

La primera visita de un secretario de Estado estadounidense a los Altos del Golán y a una colonia en la ocupada Cisjordania dejó un regalo de la Administración de Donald Trump al Estado sionista en la gira de despedida de Mike Pompeo en Oriente Medio, acompañada de varias decisiones que complican una eventual marcha atrás del próximo Gobierno de Joe Biden.

El responsable de la diplomacia estadounidense ha visitado los Altos del Golán esta tarde, un área estratégica tomada por Israel de Siria durante la Guerra de los Seis Días en 1967.

El año pasado, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, convirtió a EEUU en el primer país en reconocer la soberanía de Israel sobre esta meseta donde viven 25.000 colonos israelíes junto con unos 23.000 drusos que afirman ser en su mayoría sirios y cuentan con el estatuto de los residentes en Israel.

«Es una parte de Israel y una parte central de Israel», ha afirmado en el acto Pompeo.

Siria ha condenado esta visita «provocadora». «Tales visitas criminales fomentan la continuación de Israel en su peligroso y agresivo camino», ha indicado el Ministerio sirio de Exteriores.

Un vino ilegal

Antes de viajar al Golán, el secretario de Estado de EEUU, tuvo otro gesto de claro apoyo a la ocupación, al visitar una zona vinícola en una colonia israelí en Cisjordania, donde ha recibido una botella de vino nombrada en su honor.

Más de 450.000 israelíes viven en asentamientos ilegales según el derecho internacional, en un territorio donde viven aproximadamente 2,8 millones de palestinos en condiciones de apartheid

Hace un año, Pompeo decretó que estos asentamientos ya no eran, según Washington, contrarios al derecho internacional. «Durante mucho tiempo el Departamento de Estado adoptó un enfoque equivocado sobre las colonias (...). Hoy defiende enérgicamente el reconocimiento de que las colonias pueden ser legales», ha reiterado hoy.

En el asentamiento de Psagot, un viñedo ubicado entre Jerusalén y Ramallah, el viticultor Yaakov Berg ha producido el vino bautizado en honor a  hashtag "#madeinlegality" ("diseñado legalmente"). «No hemos robado esta tierra», ha sostenido este viticultor en contra del criterio internacional.

El año pasado la Corte Europea dictaminó que los productos de los asentamientos en Cisjordania no podían ser sellados como originarios de Israel.

«Hecho en Israel»

Pompeo cambió la ecuación no solo al cambiar la política de asentamientos de Estados Unidos, sino al visitar el mismo uno de ellos y al anunciar en la visita que «todos los productores en áreas donde Israel ejerce su autoridad (...) deberán marcar sus productos como 'Israel', '«Producido en Israel' o 'Hecho en Israel' cuando exporten a Estados Unidos».

La nueva política estadounidense, que compromete la que tome el presidente electo, Joe Biden, cuando llegue a la Casa Blanca sostiene que los asentamientos se encuentran en territorios  «en disputa» y los productores operan bajo el marco administrativo y legal de Israel.

Además de legitimar la producción israelí en este territorio, esto supone que los agricultores palestinos caerán bajo la etiqueta «Israel».

«Ignora descaradamente el derecho internacional», ha criticado el portavoz del presidente de la Autoridad Palestina, Mahmoud Abbas, Nabil Abou Roudeina, que ha pedido a la comunidad internacional «que asuma sus responsabilidades y ponga en práctica sus resoluciones».

EEUU considera la campaña BDS antisemita

En otro  gesto, y no menos importante, Pompeo ha anunciado que la campaña de boicot de BDS  (Boicot, desinversiones, sanciones) impulsada por Palestina será considerada «antisemita» por Estados Unidos.

El secretario de Estado ha prometido «medidas inmediatas para identificar a las organizaciones involucradas en la campaña de odio liderada por BDS y retirar el apoyo de Estados Unidos a estos grupos».

La  OLP ha estimado que la visita de Pompeo es uno de los «esfuerzos desesperados de esta administración (estadounidense) para dar al régimen colono israelí más recompensas políticas».

Además, ha denunciado que Israel está explotando la transición política en Estados Unidos para ampliar sus colonias en territorio ocupado y “para otros pasos destructivos” y ha reclamado una acción internacional inmediata para frenarlo.

 

Fuente: naiz.eus